Últimas Noticias

lunes, 16 de marzo de 2020

Obispo francés que se reunió con el Papa Francisco dio positivo en coronavirus

Redacción ACI Prensa
Ciudad del Vaticano, a 16 de marzo del 2020.- El Obispo de Angers (Francia), Mons. Emmanuel Delmas, dio positivo en la prueba del coronavirus COVID-19 ayer 15 de marzo, una semana después de estar en el Vaticano para la visita ad limina con el Papa Francisco.

La Diócesis de Angers informó en un comunicado este 16 de marzo que el Obispo experimentó síntomas por primera vez durante su estancia en Roma.

Mons. Delmas formó parte de una delegación de 31 obispos franceses que se reunieron con el Papa Francisco durante su visita ad limina el 9 de marzo. Los medios del Vaticano compartieron fotos de los prelados sentados cada uno con un metro de separación y a una distancia significativa del Pontífice.

La audiencia del Papa con los obispos franceses duró dos horas y media, según un comunicado de la Conferencia Episcopal Francesa.

La Oficina de Prensa de la Santa Sede no ha respondido a una consulta de CNA –agencia en inglés del Grupo ACI- sobre si los obispos franceses saludaron al Papa Francisco con un apretón de manos después de la reunión, como es habitual durante las visitas ad limina. La reunión se realizó un día después de que el Vaticano confirmó que había implementado medidas de precaución en coordinación con las autoridades italianas, y la Diócesis de Roma anunció la suspensión de todas las Misas públicas durante tres semanas.

Los síntomas del coronavirus de Mons. Delmas son leves y "su condición no es motivo de preocupación", dijo la Diócesis de Angers.

Después de enterarse de su diagnóstico, Mons. Delmas, de 65 años, pidió que "todos los fieles perseveren en la oración".

"Que este tiempo de juicio sea una oportunidad para rezar, especialmente por los enfermos, los débiles y el personal de salud", dijo el Obispo.

En Roma, los obispos franceses también se reunieron con funcionarios curiales en los diferentes dicasterios del Vaticano antes de que su visita ad limina se viera interrumpida por el empeoramiento de la situación en Italia y Francia.

El período promedio de incubación del coronavirus que causa la enfermedad respiratoria COVID-19 es de 5,1 días, según un estudio publicado el 9 de marzo por investigadores de la escuela de salud pública de John Hopkins, que determinó que el 97.5% de las personas desarrollan síntomas de coronavirus dentro de los 11.5 días de exposición.

El Papa Francisco ha mantenido audiencias privadas el 16 de marzo, reuniéndose con el Cardenal Kevin Farrell, prefecto del Dicasterio para los laicos, la familia y la vida; Cardenal Beniamino Stella, prefecto de la Congregación para el Clero; Paolo Ruffini, prefecto del Dicasterio para la Comunicación; y el Cardenal Giuseppe Betori, Arzobispo de Florencia.

Desde su regreso de Italia, los obispos franceses están limitando el contacto con otros, dijo la Conferencia Episcopal Francesa a los medios locales.

Los casos de coronavirus en Italia han crecido rápidamente en las últimas semanas, superando los 27 mil casos documentados. Según el Ministerio de Salud italiano, más de 1.800 personas han muerto por COVID-19 en el país desde el 22 de febrero.

Hasta el 15 de marzo, se habían confirmado 436 casos confirmados de COVID-19 en Lazio, la región que rodea a Roma.

Se ha declarado una cuarentena en todo el país en Italia hasta el 3 de abril para frenar la propagación de la pandemia.

La cuarentena restringe el movimiento dentro de Italia y requiere que las personas se queden en sus hogares, excepto en casos de necesidad, que pueden incluir ir al trabajo, a la farmacia, al hospital o al supermercado.

Francia también impuso restricciones nacionales que cerraron todos los cafés, restaurantes y la mayoría de las empresas en todo el país después de que más de 125 personas en Francia murieron después de contratar COVID-19.

No hay comentarios:

Publicar un comentario