Últimas Noticias

viernes, 20 de octubre de 2023

No se puede gobernar con indiferencia

Por José Adriano Anaya
Chiapas, a 20 de octubre del 2023.- En Chiapas existe una peligrosa connivencia entre los mandos superiores de la fiscalía del Estado y la secretaría de seguridad pública con los subordinados, en el que con frecuencia se publicitan delitos cometidos por el personal de ambas dependencias y no se realiza la investigación correspondiente y se apuesta al olvido. Los casos más recientes son la ejecución de un Ganadero del municipio de Juárez en manos de la policía ministerial y la detención de otro elemento que se asegura labora en la fiscalía del Estado, que fue detenido en la Ciudad de México con 4 kilos de cocaína.

Lo anecdótico de la reciente detención de tres personas en la Ciudad de México, en la que se encuentra una mujer, con buenas relaciones en la fiscalía del Estado y en el Tribunal de Justicia, ahora los funcionarios niegan conocerla, cuando en realidad circulan fotografías de ella con el gobernador del Estado, con el fiscal general del Estado, con el presidente del supremo tribunal y con otros funcionarios de las dependencias tanto del gobierno estatal como federal, que evidencia que sí se movía en el círculo de los funcionarios públicos, a grado tal, que el tribunal de justicia en este gobierno le entregó un premio por su labor como litigante. Premio que en realidad se entrega por las buenas relaciones y no por la capacidad en el desempeño como profesionista.

En la información que circula en redes sociales, se afirma que estos detenidos forman parte de la banda de “Los Pelones”, situados en el municipio de Venustiano Carranza, y que traficaban cocaína a Nueva York, situación que los pone en la condición de extraditables, y un asunto que en Chiapas las autoridades lo toman como irrelevante, puede adquirir notoriedad, porque se puede destapar la cloaca en el gobierno de Chiapas, en donde funcionarios públicos están involucrados con las actividades de la delincuencia organizada, en donde el gobernador prefiere mantener su actitud de indiferencia en lugar de tomar las decisiones que como autoridad debe tomar, para que en el futuro no vaya a ser denunciado por actos de omisión o de aquiescencia.

El crecimiento de la presencia de la delincuencia organizada y los enfrentamientos que se dan entre los cárteles en distintos puntos de la entidad, se debe a esta complicidad que existe con el gobierno, que permitió el crecimiento del Cártel Jalisco Nueva Generación, y con ello se acrecentó la violencia y la inseguridad que hoy se vive en Chiapas, violencia que se busca ocultar y negar en las esferas del gobierno estatal y federal.

Se ha señalado que la presencia de la delincuencia organizada en Chiapas tiene décadas, no es un problema reciente, pero lo que sí es reciente es la violencia y los enfrentamientos entre los cárteles, que han sobrecalentado la plaza, que están provocando el desplazamiento forzado de población en municipios fronterizos y que convirtieron a Chiapas en un territorio en disputa. Esta narcoviolencia sí es legado del actual gobierno y sí hay indicios para señalar que esta violencia fue provocada por el mal manejo e involucramiento de funcionarios, que reciben beneficios económicos por los dos cárteles que se disputan el territorio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario